Menú principal
Facebook
Menú secundario

Blog

El origen del Universo


El origen del Universo

Carlos Moreno, Graduado en Matemáticas y Teología El Naturalismo es una doctrina filosófica que postula que no existe nada más allá del universo material observado. Según Carl Sagan “El cosmos es todo lo que es, todo lo que fue y todo lo que será.” Los defensores del naturalismo afirman que el Universo no fue creado, sino que surgió por generación espontánea. ¿Es posible que el universo se originara por generación espontánea? Este artículo presenta una serie de preguntas que nos ayudarán a descubrir si la hipótesis de la generación espontánea del Universo tiene base científica sólida o es una mera especulación. ¿Tuvo el Universo una causa? El universo es un sistema integrado de fenómenos físicos que se rige por el Principio de la Causalidad; todos los fenómenos físicos son consecuencia de antecedentes causales que les preceden en el tiempo. En nuestro Universo todo lo que tiene un principio tiene una causa. Si el Universo no fue creado… ¿Cuál fue la causa que provocó su existencia? ¿Causa exterior o interior? Gracias a los avances científicos hemos constatado que el universo no es eterno como se creía en la antigüedad sino que se inició en un instante concreto del pasado. ¿Qué clase de causa provocó la existencia del universo? ¿Pudo ser una causa interior al Universo como por ejemplo una gran explosión o tuvo que ser necesariamente una causa exterior? ¿Causa natural o sobrenatural? Los defensores de la generación espontánea creen que el Universo surgió por fenómenos o causas naturales. Si el Universo es consecuencia de fenómenos puramente naturales estos fenómenos naturales existían antes de la existencia misma del universo. ¿Qué fenómenos naturales ocurrían antes de la existencia del universo y cómo causaron su origen? ¿Explosiones? ¿De qué materia? ¿Colisiones? ¿De qué masas? ¿Fluctuaciones cuánticas? ¿De qué energía? ¿Cómo pudieron tener lugar antes de la existencia del universo explosiones o colisiones o energía que causaran la existencia de un universo todavía inexistente? Nebulosa de la Flama ¿Qué indica la evidencia científica? La ciencia estudia las características observables de los fenómenos naturales y a partir de estas características busca la causa que originó tales fenómenos. Es de suponer que quienes proponen la generación espontánea del universo a partir de la nada lo hacen en base a la observación científica de sus características. ¿Qué características observadas en el Universo conducen a concluir que se generó espontáneamente a partir de la nada mediante mecanismos naturales? La respuesta a esta pregunta debe ser científica y no filosófica. Debería ser una lista de características constatables mediante instrumentos de medida (masas, densidades, distancias, etc.) y no una escapatoria basada en opiniones tales como “los científicos creen…”, o “la ciencia ha demostrado…”. Observando las características del universo citadas en la respuesta anterior… ¿Qué razonamiento científico, basado en estas características concretas, conduce a concluir que el universo se generó a sí mismo a partir de la nada sin intervención de un Creador? El origen del tiempo y del espacio Según el naturalismo todas las características del universo fueron causadas por fuerzas materiales. Las dos características fundacionales del universo son el tiempo y el espacio. ¿Tuvieron el tiempo y el espacio un origen? Si tuvieron un origen, entonces tuvieron una causa… ¿Qué causa o fuerza o fenómeno natural originó el inicio del tiempo y espacio? El origen de la materia y la energía La Biblia...

Leer más

Conclusión


Conclusión

Jonathan Sarfati, Doctor en Química  Este libro (Refutando la Evolución) ha tratado los principales argumentos a favor de la evolución presentados en el libro Enseñando la Evolución y la Naturaleza de la Ciencia) y ha puesto en evidencia sus limitaciones. Por el contrario, las evidencias de la creación son convincentes. En particular, el libro a lo largo de sus nueve artículos ha tratado las siguientes áreas: 1. Hechos y Prejuicios Los hechos no hablan por sí mismos, sino que deben interpretarse dentro de un marco de referencia. Los principales evolucionistas están predispuestos a favor del naturalismo, hasta el punto que muchos abiertamente se declaran ateos. Esto es especialmente cierto en la Academia Nacional de Ciencias, los autores intelectuales del libro Teaching about Evolution. En contraste, los creacionistas admiten que están predispuestos a favor de la creación tal como se revela en la Biblia. Aunque parten de los mismos hechos que los evolucionistas, la interpretación de estos hechos en un marco bíblico lleva a una teoría científica más convincente. 2. Variación y selección natural frente a la evolución Todos, tanto los defensores del modelo bíblico creación-corrupción-diluvio como los defensores del modelo evolutivo de-las-partículas-a-las-personas afirmamos que los seres vivos cambian a lo largo del tiempo y que las mutaciones y la selección natural juegan un papel decisivo en estos cambios. Sin embargo, los evolucionistas asumen que estos cambios eventualmente aumentan el contenido de la información, de modo que una sola célula viva (la cual, según afirman surgió de la materia inerte) fue el antepasado de toda la vida de todos los otros seres vivientes. Los creacionistas creen que originalmente se crearon clases de animales separadas, y que los cambios en general, o bien eliminan la información o dejan el contenido total de información sin cambios. Los ejemplos de la “evolución en acción”, mostrados en el libro “Enseñando la Evolución” no demuestran el aumento de la información que la evolución requiere. Más bien, son ejemplos de variación dentro de una especie, y son coherentes con el marco de la creación. 3. Faltan los eslabones Los evolucionistas desde los tiempos de Darwin, han predicho que el registro fósil mostraría muchas formas intermedias que relacionarían a un tipo de organismo con una especie distinta. En cambio, el registro fósil muestra que los animales aparecen de forma repentina y totalmente formados, con sólo un puñado de ejemplos sobre presuntas formas transicionales muy discutibles. También en muchos casos, resulta dudoso que se puedan imaginar intermediarios funcionales. 4. ¿Evolucionaron las aves?  Las aves son criaturas únicas, con alas y plumas diseñadas para volar, con pulmones especiales completamente diferentes a los de cualquier reptil. Algunos evolucionistas proponen que las aves evolucionaron a partir de reptiles planeadores, mientras que otros proponen que las aves evolucionaron a partir de “dinosaurios corredores”.  Cada grupo rechaza la postura del otro de una manera tan convincente que la conclusión razonable es que las aves no evolucionaron de no-aves.  5. ¿Evolucionaron las ballenas? Las ballenas son mamíferos diseñados para vivir en el agua, que poseen muchas características únicas. El libro Teaching about Evolution (Enseñando la Evolución) afirma que las ballenas evolucionaron a partir de animales terrestres, y presenta una serie de supuestos intermediarios de las ballenas. Pero ninguno de ellos supera la prueba de un análisis detallado. Por ejemplo, se observa que la evidencia fósil de un supuesto intermediario clave, el Ambulocetus, es fragmentaria. Otro supuesto intermediario, el Basilosaurus, es en realidad 10...

Leer más